martes, 3 de julio de 2018

LA EDAD DE LOS METALES EN EL MEDITERRÁNEO. EL PROBLEMA DE LA DIFUSIÓN DE LA TECNOLOGÍA.

Resultado de imagen de los millares mapa¿Dadas una condiciones similares se producen necesariamente los mismos avances tecnológicos, o  por el contrario, las innovaciones se producen en puntos concretos y se difunden a partir de ellos hacia otras zonas?

¿Cuál es el sesgo ideológico de estos diferentes puntos de vista?

El difusionismo está vinculado con especiales habilidades de ciertos individuos o grupos capaces de producir innovaciones, mientras que el origen múltiple  de las innovaciones está vinculado con un reparto homogéneo de competencias y habilidades. 

En el primer caso se da valor a las competencias de individuos o de grupos que  gracias a ellas logran una posición legítimamente privilegiada, mientras que en el segundo caso no habría legitimidad para la diferencia porque esta habría sido el simple resultado de haber tenido mejores circunstancias.

Tomada conciencia de este sesgo, es necesario acercarse a este problema sin tomar posiciones de forma precipitada. La actitud más prudente es la de poner entre paréntesis las leyes de tipo general y hacer estudios de casos.

Un caso antiguo, que por lo tanto tiene la ventaja de distanciarse de sesgos culturales cercanos, es el del origen de la metalurgia, y más en concreto en el origen de la metalurgia en la península ibérica.

La metalurgia del cobre en la península ibérica

La pregunta es si la metalurgia del cobre tuvo un origen autóctono en el sureste de la península ibérica (en el entorno de los Millares), o pudo ser por el contrario el resultado del contactos con la cultura minoica.

Para defender la primera hipótesis hay que postular que la presencia de cobre en el territorio habría desencadenado procesos similares a los que se habían producido en los Balcanes (un origen remoto de la metalurgia del cobre) llegando a similares resultados. 

La segunda hipótesis necesita mucho más desarrollo. Se requiere en primer lugar una datación bastante precisa para obtener una cronología que nos dé el antes y el después de ciertos hechos. 

Entrando en el caso concreto, los datos que proceden de la investigación arqueológica parece apuntar a que en los Millares se ha saltado un paso tecnológico: se ha pasado prácticamente de forma directa al uso de cobre con arsénico. 

Esto, que puede parecer un detalle menor, es sin embargo un indicador razonable de que la tecnología ha sido importada puesto que el desarrollo que parece lógico para esta tecnología es el de utilizar primeramente el cobre puro. 


Así las cosas, en este caso parece que la difusión gana terreno, lo cual no significa que esa sea una ley general. Hay que ir un poco más despacio.

-----------------------------------------------------------------------------------------
Para más detalles sobre la difusión de la metalurgia del cobre desde Creta hacia Iberia:

THE EARLY MINOAN COLONIZATION OF SPAIN

----------------------------------------------------------------------------------------
Para una actualización del estado de la cuestión:


LOS INICIOS DE LA METALURGIA Y EL VALOR SOCIAL DEL METAL 

Ignacio Montero Ruiz y Mercedes Murillo-Barroso

-----------------------------------------------------------------------------------------


No se cuestiona que el primer uso de metal nativo se produce en el Próximo Oriente (Turquía, Transcaucasia e Irán), región en la que ente el IX y el  VI milenio se cuenta con numerosos hallazgos de elementos de cobre trabajados en una fase pre-metalúrgica, pero que constituye la base tecnológica para el trabajo del metal.

La reducción de compuestos minerales para obtener metal (verdadero inicio de la metalurgia como técnica especializada) no es conocida hasta la transición del VI al V milenio tanto en Próximo Oriente como en los Balcanes.

Por un lado, la metalurgia en el continente americano avala que su descubrimiento puede producirse de manera independiente, pero no existe el mismo consenso sobre la situación en Eurasia: ROBERTS, THORNTON y PIGOTT,  en “Development of Metallurgy in Eurasia" en 2009 y  PEARCE en 2015  “The Spread of Early Copper Mining and Metallurgy in Europe: an Assessment of the Diffusionist Model”  tienen posiciones diferentes.

La importancia del contexto

El estudio de la tecnología en sí (las técnicas concretas utilizadas) no es suficiente para ir resolviendo el enigma.  Sin embargo, el contexto en el que ésta se desarrolla puede ser  crucial para comprender el papel tanto social como económico de la metalurgia.


la aparición de la metalurgia tiene un carácter especialmente diferente al del resto de producciones. Es una práctica altamente ritualizada cuyo conocimiento tendría un marcado carácter secreto sólo accesible a determinados sectores de la población (Kienlin, 2014). 


Tal podría ser el caso del noreste italiano donde los asentamientos metalúrgicos se sitúan en abrigos rocosos alejados de los poblados. En ocasiones también se han documentado enterramientos en estos abrigos por lo que se ha sugerido que las prácticas funerarias y metalúrgicas podrían estar fundamentadas sobre  las bases de un conocimiento secreto y restringido que sólo se revelaría en ciertas zonas alejadas de los contextos domésticos.


Si bien, no está claro este carácter restringido, secreto, o altamente complejo de las prácticas metalúrgicas, o si por el contrario éstas se vienen desarrollando colectiva y comunalmente en el marco de las relaciones propias de sociedades de parentesco.


Invenciones e innovaciones


Quedan no obstante otras rutas explicativas que explorar. 

El fracaso de un invento que no llega a desarrollarse y convertirse en una innovación con repercusión social, es tan significativo como el éxito.

Valorar la tecnología como respuesta a las necesidades sociales permite entender la existencia de diferentes ritmos de desarrollo y soluciones innovadoras distintas y complementarias que surgen a partir de los conocimientos previos. 

La fase pre-metalúrgica en el Próximo y Medio Oriente duró entre 3.000 y 3.500 años sin que se avanzase hasta la plena metalurgia, mientras que en los Balcanes la fase pre-metalúrgica es más corta, con un aprovechamiento del metal nativo solo unos centenares de años antes de que se lograse reducir el metal. 

En ambas regiones el momento de la innovación metalúrgica se produce casi simultáneamente, cuando la economía agrícola del Neolítico ya se ha consolidado. Es decir, la invención queda latente en una de ellas hasta que se dan las condiciones para la innovación 


Las condiciones sociales para la aplicación y adopción de una nueva tecnología necesariamente tienen que preceder al desarrollo eficiente de la misma. No es suficiente con tener abundantes recursos, conocimiento acumulado y la capacidad técnica y económica para reducir metal; es necesario también un incentivo y aceptación social para que una nueva tecnología sea ampliamente adoptada y eficientemente desarrollada.


Innovaciones tecnológicas y desigualdad social


El metal es utilizado como visibilización de estatus y diferenciación social apareciendo formas sin funcionalidad instrumental que se emplean en contextos con un alto contenido simbólico (santuarios) (Klimscha, 2013: 57-58). 


No obstante, la relación causal entre metalurgia y desigualdad social no puede determinarse, ya que en ese periodo aparecen junto al metal otra serie de innovaciones sociales, y por tanto es difícil concretar la influencia específica del metal en esos cambios (Klimscha, 2013). Sin embargo, no hay duda de que la demanda de cobre y la tendencia a la centralización en la producción y distribución junto a la expansión de redes de intercambio a larga distancia ayudan a entender la existencia de determinados asentamientos como el de Hujayrat al-Guzlan en el desierto del Sinaí.



(Aquí la palabra clave es centralización. Esta implica concentración de la toma de decisiones importantes para el conjunto de la comunidad y por lo tanto poder. Desde este punto de vista hubo en la antigüedad fuerzas posiblemente más poderosas que las de la metalurgia, como es el caso de planificación y construcción de las infraestructuras hidráulicas para el regadío. Aun así, no ha podido quedar claro cual fue la relación de causa a efecto, puesto que las evidencias parecen apuntar a que la organización centralizada fue previa a las construcción de las infraestructuras. Parece suceder aquí algo similar a lo que sucede en el caso de la relación entre sedentarización y agricultura, de tal modo que algunas  evidencias arqueológicas parecen desmentir la creencia de que la sedentarización es previa a la agricultura. Así, la existencia de asentamientos estables parece una condición previa para el desarrollo de la agricultura).


--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Lejos de defender un esquema evolucionista simple, lo que se destaca es que son las condiciones sociales en cada comunidad las que incitarán las innovaciones tecnológicas y las harán posibles. 

Parece evidente que los cambios sociales estimulan el desarrollo de la metalurgia; lo que parece que falta aun por determinar es hasta qué punto la metalurgia incita de forma recíproca esos cambios.

 Es en esta comparativa de situaciones entre las regiones donde se originó la 

metalurgia donde podemos encontrar una respuesta a que la invención en la Península Ibérica quedara latente, con unos rasgos tecnológicos singulares y 

arcaicos, y que no empiece realmente a desarrollarse hasta el período campaniforme, cuando comienzan a marcarse ciertos rasgos de jerarquización social.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------













No hay comentarios:

Publicar un comentario

LOS MITOS PLATÓNICOS DEL FEDRO. EL CARRO ALADO, LAS CIGARRAS, THOT.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------- EL FEDRO DE PL...