lunes, 21 de enero de 2019

JENÓFANES VISTO POR JAEGER. EL DIOS UNO.

La filosofía es crítica, debate y discusión. La pregunta de con quién está en discusión Jenófanes es por lo tanto oportuna y la respuesta es clara: Homero.

La tradición intelectual y moral dominante tenía en Homero su valedor, por quien había sido educada toda la Hélade. Jenófanes pensaba esto mismo: para él era Homero el hombre de quien todos los hombres han aprendido desde el comienzo. Estas palabras revelan una clara percepción de la todopoderosa autoridad de Homero dentro del área entera de la cultura griega. Y fue precisamente a causa de esta percepción por lo que Jenófanes se sintió obligado a atacar a Homero como el principal sostén de los errores que prevalecían.

Resultado de imagen de dioses homericosAnaximandro, dice Jaeger, tuvo que sentir esta misma oposición a las deidades antropomórficas de la tradición cuando afirmaba audazmente que lo Ilimitado era lo Divino, rehusándose así a permitir que la naturaleza divina tomase la forma de distintos dioses individuales, pero es Jenófanes el primero que declara la guerra a los viejos dioses: Un dios, Ni en su forma, ni en su pensamiento es igual a los mortales.

Una cosa es segura para Jenófanes: el espíritu humano es una forma inadecuada para comprender por medio de ella esa infinita unidad que lo gobierna todo: el Dios Uno.

Ahora bien, el Uno no significa el único.  Jenófanes, a la vez que exalta a este Dios como más que humano, también lo califica explícitamente del "más grande entre los dioses y los hombres".

Por otro lado, y eso es muy importante, el Dios de Jenófanes está indiscutiblemente imaginado como un ser consciente, personal, hecho que lo distingue de lo que Anaximandro llama lo Divino. El Dios de Jenófanes "ve como un todo, piensa como un todo, oye como un todo".

La expresión ver, oír o pensar como un todo, dice  más de lo que parece. Es consistente con que el Uno no sea antropomórfico, puesto que no oye con algo que pueda asimilarse a los órganos del oído, sino que es todo él el que oye. 

El Uno no está en movimiento sino en reposo, y es omnipotente: puede hacer oscilar el mundo sólo con el poder de su espíritu.

Con todo, lo importante es que Jenófanes no fue un fenómeno aislado. Se limitó a colocar a la plena luz de la conciencia las inevitables consecuencias de la revolución filosófica para la fe religiosa a que conducían las teorías jónicas sobre la naturaleza.

Pero no se le oculta en absoluto a Jenófanes que esa fe religiosa que el promueve choca con la asentada relación de los dioses con la polis. 

Por lo tanto, no será hasta el siglo IV, cuando habían muerto los dioses de la polís y esta misma iba perdiendo su identidad dentro del imperio universal de Alejandro, que pueda llegar  a su plenitud la teología universalista.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
LA TEOLOGIA DE LOS PRIMEROS FILOSOFOS GRIEGOS 

WERNER JAEGER

-----------------------------------------------------------------------------------------

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

El Uno de Jenófanes es el que nos da la mejor pista para entender el Ser de Parménides, pues a quien éste sigue y es con éste con el que Parménides hace escuela; la escuela eleática; mientras que Zenón, sin embargo, contribuye más bien a distorsionar que a aclarar el pensamiento de la escuela.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

viernes, 11 de enero de 2019

¿PUEDE ESTAR DETERMINADA SOCIALMENTE LA CIENCIA? ¿INCLUSO LA MECÁNICA CUÁNTICA? Paul Forman.

De Merton a Forman

K. Merton defendió en 1938 su tesis doctoral: Science, Technology and Society in Seventeenth Century England. Uno de los temas centrales de la tesis podría resumirse así: 

Durante los siglos XVI y XVII se estableció una ética puritana que, en concordancia con el naciente espíritu científico insular, enfatizaba la naturaleza utilitaria de la ciencia y, dada su orientación práctica, estimulaba la corriente experimental que hizo florecer notablemente la ciencia inglesa. Según Merton, el puritanismo alteró las orientaciones sociales y condujo al establecimiento de una nueva jerarquía vocacional que se tradujo en un gran impulso para la ciencia. Merton encontró en Robert Boyle al más emérito representante de sus argumentos. Infatigable seguidor del programa baconiano, Boyle parece substanciar, en buena medida, las controvertidas conclusiones de Merton.

Ahora bien, Aunque los trabajos con la bomba neumática y la ley que lleva su nombre, hayan sido concebidos dentro de la lógica impuesta por el ejercicio de un puritanismo científico u obedezcan a su incesante curiosidad, traducen parte de la trama natural. La ciencia objetiva puede presentar su historia desprovista de la grandilocuencia de los mitos románticos pero su contenido habla de una realidad única, de unos principios naturales inmunes a los designios y pasiones de sus observadores.  la verdad y la naturaleza se abren camino ¿ O no?

¿Y si resulta que los factores externos pueden jugar un papel determinante que no se limita a indicar una línea de investigación o un orden programático, sino que además participan en la construcción formal de la teoría misma? 

Esta segunda posición es la que defiende Kuhn en 1962.

¿Qué quiere decir que los factores externos participan en la construcción formal de la teoría?¿ Hasta dónde llega esa participación?

El premio Nobel Illya Prigogine ha llegado a preguntarse por los matices personales que el carácter de Boltzmann pudo imprimir a sus conocidas relaciones estadísticas. Prigogine deja entrever la posibilidad de que los constructos de la física estadística dependan en este singular episodio de la psique del atormentado científico alemán. Cámbiense las circunstancias de Boltzmann, ¿cambia la física estadística?

Paul Forman, en 1971, en  Weimar Culture; Causality, and Quantum Theory, 1918-1927, intentó dibujar una historia de la ciencia en la que la influencia cultural de la época ejercía un papel determinante en la aceptación, introducción y asimilación de la no causalidad en la mecánica cuántica.

El determinismo causal y la mecánica cuántica

Cuando Newton enseñó que la naturaleza, o al menos parte de ésta, era predecible, que la trayectoria de una partícula material podía describirse y proyectarse en el tiempo, pareció inaugurar una forma de pensamiento. Se trataba del determinismo causal que progresivamente irá inflando su dominio desde la mecánica analítica al conjunto de la física. 

Laplace, reclamó a su vez  una especie de demiurgo omnipresente que le suministrase los datos iniciales del mundo, se atrevió a sentenciar la predictibilidad de todo lo venidero. El futuro, como el mundo, estaría dado de una vez y para siempre. Esta forma de entender el universo científico, apoyada en la dinámica de Newton y encumbrada por el determinismo laplaciano, quiso propagarse hacia otras esferas del conocimiento.

Forman lo que propone es que fue precisamente esta tensión, este dilema del determinismo, circunscrito a unas condiciones geográficas y socioculturales muy precisas, lo que precipitó la asimilación de la a-causalidad en la formulación de la naciente mecánica cuántica; que la presión externa por ablandar la imagen de la ciencia física para reconciliarla con una valoración adecuadamente humanista propició la articulación del contenido a-causal de la física cuántica.  Sostiene que  el dilema del determinismo encontró su máxima sintonía en el ambiente socio-intelectual de la República de Weimar, en el cansancio y la desmoralización de una nación que, tras la guerra, tradujo parte de su desencanto en una negativa valoración de la empresa científica y de los ideales de sus practicantes.

¿ Cuales son los argumentos de Forman para defender su tesis?



Resultado de imagen de Weimar republicaEn la República de Weimar; la atmósfera intelectual había sido profundamente afectada por las circunstancias sociopolÌticas de la derrota alemana en 1918.  Tras la fe perdida en la emblemática fuerza y poder que identificaron a la empresa científica antes y durante la guerra, se volcaron las esperanzas en un renacimiento de la filosofía romántica y existencialista, que privilegiaba la vida, el arte y la fantasía en contraposición al materialismo americanista etiquetado a la ciencia.

"La Decadencia de Occidente" (1918) de Spengler recoge este clima intelectual y defiende que no existe una escultura, una pintura, una matemática, una física, sino muchas, cada una diferente de la otra y en su esencia más profunda, cada una limitada en duración y auto-contenida.

Pero ¿realmente se puede mostrar que la presión externa fue la principal causa para la modificación del contenido de la física atómica? 


Una cosa es reconocer que los físicos pudieron ser influenciados por la conciencia de crisis de la posguerra y por las actitudes características de la atmósfera de Weimar, y otra cosa es presentar los mecanismos sociológicos claros para defender el argumento. 

La pregunta es: ¿los factores internos podrían haber conducido, sin la presión externa,  a la construcción de una teoría determinista? 


Aunque la mayoría ha terminado por aceptar la interpretación indeterminista de Bohr-Copenhague (en el formalismo matricial, o en su isomorfo ondulatorio), la mecánica cuántica admite interpretaciones perfectamente deterministas como la de Bohm [1952], o la versión mas reciente del mismo Prigogine [1997].

¿Podrían haber triunfado estas interpretaciones si el ambiente social hubiera sido otro?


No parece que eso lo haya podido demostrar Forman.

-----------------------------------------------------------------------------------------

Cultura en Weimar, causalidad y teoría cuántica, 1918-1927. Adaptación de los físicos y matemáticos alemanes a un ambiente intelectual hostil.



Forman, P. (1984)

-----------------------------------------------------------------------------------

MECÁNICA CUÁNTICA ACAUSAL SOCIALMENTE DETERMINADA: REVISIÓN CRÍTICA

Socially determined acausal quantum mechanics: Critical Review

Favio Cala Vitery Universidad Jorge Tadeo Lozano
Stefan Pohl Valero Universidad Javeriana

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
En todo caso, como resultado de este planteamiento se puede poner sobre la mesa, como una tesis plausible,  que en la República de Weimar hubo un ambiente intelectual que favoreció la construcción de una teoría física indeterminista. Esto es decir lo suficiente para refutar una visión cientificista ingenua para la cual el desarrollo de una teoría científica es totalmente independiente del contexto social en el que ésta se genera. 
-----------------------------------------------------------------------------------------





DE LA HIPÓTESIS DE PLATÓN A LA HIPÓSTASIS DE PLOTINO.

La teoría de sobre las hipóstasis es un capítulo del final de la filosofía antigua que suele desconcertar a los estudiantes. ¿Cuál es el énf...