jueves, 27 de julio de 2017

LAS FUENTES DEL PODER SOCIAL. MICHAEL MANN REVISITADO. EMPEZANDO POR EL PRINCIPIO.

Michael Mann se ha atrevido con el trabajo de elaborar una historia y una teoría completa de las relaciones de poder en las sociedades humanas: LAS FUENTES DEL PODER SOCIAL (The sources of social power).

El primer tomo apareció en 1986 y abarca desde la antigüedad hasta el año 1760. El segundo tomo, editado en 1993, llega hasta 1914. El tercer tomo se ocupa de lo sucedido hasta la actualidad.

Parte para todo ello de la premisa de que «las sociedades están constituidas por múltiples redes socioespaciales de poder que se superponen e intersectan».  Una afirmación que debe ser sin duda aclarada.

Dentro de estas redes, destacan cuatro: «las cuatro fuentes del poder social»: 

1.- Ideológicas 
2.- Económicas
3.- Militares
4.- Políticas

Al hablar de redes o de planos que se superponen e intersectan se aleja de las teorías marxistas que postulan la estructura económica como determinante de la superestructura política. Está más cerca de Weber para el que, por ejemplo, la ética de la religión protestante puede influir sobre el modelo económico, pero la posición de Mann es más compleja en el sentido de que intervienen más nodos en la red de interconexiones. 

-----------------------------------------------------------------------------------------


VOLUME I

 A history of power from the beginning to A.D. 1760

-------------------------------------------------------------------------------------

La pregunta que se trata de resolver es la siguiente: 

¿Cómo surgieron las sociedades jerarquizadas a partir de sociedades relativamente igualitarias? o, dicho de otro modo, ¿cómo surge el poder social?

Empezando desde el principio

Los restos encontrados en Jericó y en Catal Uyuk sugieren que hacia el año 6000 a. de C., ya había  asentamientos fortificados y una cierta organización social, con ceremonias y redes comerciales. No había, sin embargo, ni escritura ni algo a lo que se le pudiera llamar Estado.

Hacia el año 3000 y hasta el 2000, encontramos en Inglaterra, en Bretaña, en España o en Malta una sorprendente cultura megalítica que indica la presencia de una sociedad que es capaz de organizarse para hacer ceremonias y obras de importancia. Sin embargo, no es ahí donde se pone el foco para ver los inicios de la civilización. El punto donde se mira es el Creciente Fértil, en el cercano oriente. En el 3000 a. de C., ya hay ahí ciudades estado, escritura, edificios singulares y estratos sociales.

Pero antes de llegar a este punto, Mann sigue su esquema de las cuatro fuentes para explicar la emergencia del poder social en las sociedades agrícolas del neolítico, analizando por separado la emergencia de cada una de ellas.

Emergencia del poder económico


El concepto que utiliza Mann aquí es del de retorno (recompensa) inmediata y retorno retardado del trabajo realizado. 

Si el trabajo se invierte en actividades que sólo pasado un tiempo tendrán recompensa, es lógico que se procure defender la inversión a largo plazo poniendo los medios para ello.

Estas inversiones se pueden clasificar en tres grupos: 

(1) Naturales: en pequeñas obras o en plantaciones duraderas. 

(2) Relaciones sociales: mercados, división del trabajo.

(3) Herramientas y utensilios.

Las inversiones contribuyen a fijar los asentamientos y a circunscribirlos en un área reducida para poder protegerlas. Cuando la población aumenta en una circunscripción reducida, las tensiones aparecen y hay que tomar decisiones: dividir el grupo, emigrar o establecer reglas o mecanismos para controlar la violencia.


Estas circunstancias generan situaciones en las que emerge el poder, lo cual sucede  cuando de una forma u otra, actos de fuerza o persuasión, se logra imponer a los demás la propia decisión.

(Aquí lo que habría que apuntar es que podría faltar una explicación de por qué la población "aumenta en una circunscripción reducida". Son sin duda interesantes las explicaciones que relacionan el cambio de clima sucedido en el holoceno medio).

Emergencia del poder ideológico (religioso)


En esta fase, al hablar de ideología, Mann se  refiere a la religión, definida como el modo de relacionarse con la naturaleza (una naturaleza, podríamos decir aumentada con seres sobrenaturales). la religión establece modos de controlar el medio o de suplicar que algo suceda o no suceda. En todos estos casos emergen posibilidades de ejercer poder si se tiene cierto dominio sobre los mecanismos en los que se articula el control (chamanismo), o la súplica (sacerdocio). 


Emergencia del poder militar

Cuanto más alto es el valor de las inversiones, más grande es la atracción para los de fuera para conseguirlas y más fuerte la voluntad de defenderlas. Así, surge de modo natural la organización militar de la defensa y el ataque.


Entre el ejercicio militar y la economía hay vínculos estrechos. Las armas que se utilizan tiene relación con la actividad económica que se realiza y a su vez la tecnología que se emplea en las armas puede estimular la economía. al mismo tiempo el conflicto militar con los de fuera aumenta el sentimiento de grupo.


Emergencia del poder político: el Estado


¿Se produjo la emergencia del Estado de forma lenta y gradual?


Al menos cuatro teorías evolucionistas dan una respuesta afirmativa a esta cuestión: liberal, funcionalista, marxista y militarista.


Tanto la teoría liberal como la funcionalista se basan en que el Estado tiene su origen en la cooperación.


Para la teoría liberal la propiedad privada es anterior al Estado y éste surge como un contrato social que trata de garantizarla. 


Desde el punto de vista funcionalista la clave está en la función que el Estado ejerce en la redistribución de excedentes en las jefaturas.


La teoría marxistas y militaristas ponen el acento en el conflicto y no en la cooperación.


Aunque los marxistas aceptan que la propiedad privada determina el Estado, lo que no admiten es que le estado original sea éste sino una sociedad comunitaria, en la que la propiedad introduce conflictos.


la teoría militarista explica la estratificación social porque un grupo A subyuga a otro grupo B por la fuerza.


Estas explicaciones son sencillas e incluso intuitivas, ¿pero están avaladas por los datos empíricos?


Cuando se desciende a los detalles de casos empíricos conocidos, las cosas aparecen mucho más variadas y complicadas.


Y lo más importante. Entre una sociedad con distintos rangos y una sociedad completamente estratificada hay un salto cualitativo que estas teorías no explican bien. 


Es lógico pues ensayar otras teorías.


Resultado de imagen de stonehenge¿Por qué la sociedad que fue capaz de construir Stonehenge no cristalizó en un Estado?

A pesar de la sorprendente capacidad organizadora del esfuerzo colectivo, las fuerzas descentralizadoras de la autoridad triunfaron.


Las cosas pues no necesariamente evolucionan de forma lineal.


El paso de una sociedad igualitaria a una sociedad con rangos, y de ésta una sociedad estratificada puede tener retrocesos y colapsos en cualquiera de los estadios.


-----------------------------------------------------------------------------------------

No parece pues una empresa que pueda tener éxito elaborar una  teoría muy general sobre e origen del Estado. Parece más razonable plantease teorías locales. Eso es lo que hace Mann.
----------------------------------------------------------------------------------------- 

En cuanto a la elección de las cuatro fuentes de poder, cabe preguntarse por qué cuatro y por qué esas cuatro.

Se echa en falta poner más acento en la tecnología como factor de cambio. La tecnología está en la base de los cambios económicos y en la forma de hacer la guerra. Quedaría un poco más alejada la emergencia del poder ideológico y las normas sociales, pero si a la tecnología le añadimos la ciencia (el conocimiento) el campo está prácticamente cubierto.


¿Se podría elegir pues la ciencia y la tecnología como origen del poder y quizás componer con ello un construcción teórica más elegante, por más simple?


No faltan las teorías que han propuesto un origen tecnológico para la el Estado. Así por ejemplo la teoría de Witfoggel que los años cincuenta vio en la organización de las grandes obras de regadío el origen del poder centralizado estatal. También es lógico pensar en la tecnología del bronce o del hierro como  estimuladoras de la jerarquización social. En estas teorías la base de las diferencias sociales estaría en última instancia en una combinación de habilidad, esfuerzo y suerte, que llevaría a algunos a acumular riqueza y poder. Sin embargo esta receta no tiene suficiente capacidad explicativa si no se le añade otro componente; el uso de la fuerza. 

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------



















No hay comentarios:

Publicar un comentario

DE LA HIPÓTESIS DE PLATÓN A LA HIPÓSTASIS DE PLOTINO.

La teoría de sobre las hipóstasis es un capítulo del final de la filosofía antigua que suele desconcertar a los estudiantes. ¿Cuál es el énf...